A la hora de decidir qué tipo de cultivo comenzar, un dato importante a tener en cuenta es la rentabilidad futura que obtendremos con él. Como cultivos rentables, entendemos aquellos que nos generan unos beneficios positivos frente a la inversión inicial que éstos suponen.

Existen diferentes factores a tener en cuenta a la hora de medir la rentabilidad de los cultivos:

  • El ROA, es decir, la relación entre el beneficio neto de la empresa y su inversión realizada.
  • Otro indicador bastante útil para este fin es conocer la tendencia del mercado actual, así en los últimos años en España, la tendencia se ha centrado en un cultivo intensivo y superintensivo.
  • Por último, no olvidarnos de la importancia que tienen el clima y la ubicación en el que nos encontramos, pues un cultivo puede ser muy rentable en el norte de España por las características climáticas que facilitan el proceso y no tan rentable en otras áreas geográficas.

Una vez hemos comentado y entendido la importancia de los diferentes puntos tratados, es hora de enumerar los cultivos más rentables y que más abundan en el territorio Español.

Olivar

España es conocida a nivel mundial por su gran producción y exportación de aceite de oliva. El clima mediterráneo es perfecto para su correcto desarrollo pues el olivo necesita de una temperatura estable, inviernos suaves y que el resto del año sea soleado y caluroso. Estos factores climáticos propios de nuestra tierra, hacen que muchos pueblos, ciudades y áreas geográficas puedan vivir de este cultivo.

Los cereales

Después del olivo, el cultivo que más se produce en España es el cereal. Tiene una ventaja a destacar y es que se puede cultivar tanto en clima de secano como en zonas húmedas, por lo que es posible cultivarlo en cualquier época del año y recoger un par de cosechas durante el mismo, siendo a la larga un producto muy rentable.

Pistacho

El pistacho es un cultivo de secano que cuenta con una gran demanda y, si bien es cierto que la inversión inicial para su cultivo es elevada y su cosecha es lenta ya que puede tardar años, a la larga merece la pena por los beneficios que reporta y la salida que tiene a día de hoy en el mercado internacional.

Como hemos comentado, es un cultivo de secano, por lo que en este caso habrá que tener muy en cuenta el clima y la ubicación. Aunque en el caso de España, no nos encontramos con mucha complicación ya que la mayor parte del año contamos con un clima y condiciones del terreno bastante propicios para el pistacho, lo que entre otras ventajas nos posiciona por delante de otros países en cuanto a competencia para su exportación.

Fresas y frutos rojos

En el caso de las fresas, la ubicación de la cosecha es muy importante, siendo el mejor clima para su cultivo el que encontramos en Andalucía, como es en el caso de Huelva, conocida por su gran producción de fresas.

Los frutos rojos por su parte están experimentando una gran demanda en estos últimos años, por lo que es interesante seguirle la pista y si nos encontramos con las condiciones climáticas adecuadas, optar por su producción.

La agricultura ecológica y su creciente popularidad

Cada vez hay más personas que optan por consumir productos ecológicos sin importar el precio de los mismos, ya sea por llevar una vida más sana o por convicción de que la manera de cultivar estos productos es mucho más respetuosa con el medio ambiente. La cuestión es que los agricultores que se deciden por este tipo de cultivo, suelen vender sus productos alrededor de un 20% más caros que el resto de productos del mercado.

Estos son algunos de los cultivos más rentables, demandados y que más popularidad tienen a día de hoy en España, desde Rábita os alentamos a estudiar las características de vuestro terreno y a decidiros por el que más rentabilidad os pueda aportar en un futuro.

Para que el proceso de cultivo sea correcto, en Rábita contamos con todos los materiales necesarios así como mantos agrícolas con características específicas para cada tipo de cultivo.

Para poder rentabilizar los cultivos, además del clima y el terreno, es fundamental tener en cuenta su protección frente a las diferentes situaciones meteorológicas e insectos que pueden estropear su calidad. En Rábita Agrotextil somos líderes en la fabricación y comercialización de mallas agrícolas para la protección de cultivos y contamos con un equipo de profesionales para ayudarte en el proceso de decisión.